La reactivación de Madrid está preparada

Después del jarro de agua fría con el ‘NO’ del COI ante los Juegos Olímpicos de 2020 el pasado mes de septiembre, Madrid no se detiene y tiene preparado un plan para reactivar su economía.

Proyectos de índole pública y, sobre todo, con el impulso y ayuda de inversores privado. En total, 12 proyectos en distintos lugares de la capital que se refieren a espacios comerciales, hoteles, museos y estadios deportivos:

El primer espacio en liza es el Edificio España, recién adquirido por el magnate Wang Jianli por 260 millones de €, y que quiere hacer un hotel de lujo con tiendas de marca. Podrá derribarlo, y de hecho, ya hay plataformas para evitarlo, pero deberá mantener su mítica fachada.

En terreno deportivo destaca La Peineta, ‘ultrarreformada’ para verano de 2015, será el centro olímpico si algún día los madrileños vemos a Madrid en unos JJOO. Tendrá capacidad para 70.000 espectadores. Además, el Vicente Calderón se derribará en favor de zonasa verdes y viviendas, y el Santiago Bernabéu se dará un lavado de cara gracias a la inversión del real Madrid de 400 millones de € para instaurar una pantalla retráctil, una ‘piel metálica’, un hotel y un centro comercial.

En los alrededores de Plaza España, todo el tramo de Bailén quedaría ‘solo apto’ para peatones, con la ampliación del parking y la construcción de un centro cultural.

El Mercado Barceló se abrirá este mismo año, con tres años de retraso y un sobrecoste del 40% (muy ‘made in Spain’). Además de los puestos tradicionales, podremos visitar su gimnasio, una pista de baloncesto y fútbol sala y una biblioteca.

El eje Prado-Recoletos también se verá beneficiado, y verá como se mejoran sus aceras y se cambia la parte del enlosetado por pavimento asfáltico.

Metro Costa Brava. En 2015, la ampliación del Metro se verá finiquitada con cuatro años de retraso, y poblaciones como Mirasierra y Arroyo del Fresno verán ante sí el transporte público subterráneo.

La Operación Canalejas dejará en Sol un hotel de lujo, oficinas, un aparcamiento y un centro comercial, mismo complejo que se quiere convertir las cocheras de Metro cuando se entierren en Las Ventas. Viviencas (Cuatro Caminos y Pacífico) y oficinas (Plaza Castilla) son otros proyectos para cuando las cocheras se van soterradas.

Por último, en la calle San Mateo se hará un uso comercial o de oficinas donde ahora hay un parque infantil.

Madrid cambiará de aquí a un proyecto de cuatro años, ¿qué os parecen estos cambios y proyectos?