Estrategias para contratar al mejor personal para tu empresa

Dentro de las empresas, el pilar fundamental es su talento humano, por eso debemos cerciorarnos de contratar a los mejores si estamos orientados a la excelencia.

Se debe hacer un profundo análisis de las necesidades que tiene la organización para determinar cuáles son las áreas que deben ser cubiertas, la cantidad de personas que se deben asignar en cada una de ellas, sus funciones específicas y además una remuneración y beneficios laborales que se ajusten al nivel de profesionalismo de los trabajadores.

Si nuestra empresa es nueva es muy probable que comencemos trabajando solos en el proyecto, mientras vamos generando ingresos y que ésta se vuelva autosustentable, ya luego podemos ir integrando a más personas en nuestra nómina para que nos apoye en el cumplimiento de las tareas diarias y en el alcance de los objetivos organizacionales.

¿Cómo elegir al candidato adecuado?

 

 

  • Contrata a personas que crean firmemente en tu proyecto para que sea más sencillo que se adapten a tu misión y visión.

 

  • Toma en cuenta actitudes y aptitudes con relación a la cultura corporativa.

 

  • Chequea las referencias laborales y personales que aparezcan en el resumen curricular del candidato, verificando que las fuentes de información sean confiables.

 

  • Estudia si la persona tiene la disposición de aprender y aportar conocimientos con relación al grupo de trabajo.

 

  • Las buenas relaciones interpersonales serán fundamentales, especialmente si se trata de equipos. Ve el desenvolvimiento del candidato cuando le hables de las estrategias del trabajo en grupo.

 

  • Contrata a gente que ame lo que hace ya sea su profesión u oficio, esto te garantizará la realización de un buen trabajo durante el tiempo que preste servicios en tu empresa.

 

  • Durante la entrevista de trabajo, deja que la persona sea la voz partícipe del encuentro. Dedícate a escuchar lo que tiene para decirte pues de esta conversación podrás deducir si realmente es la persona que quieres en la organización.

 

  • La ética profesional será clave para el compromiso del aspirante. Cerciórate de esto durante la entrevista.

 

  • Creatividad es lo que debe sobrarle a tu aspirante. De esta manera puede apoyarte con los nuevos proyectos que estás emprendiendo. Para esto, ponle pruebas en las que su ingenio te demuestre que es el candidato adecuado a ocupar la vacante.

 

  • Compromiso, integridad y honestidad deben ser parte de las personas que contrates en tu empresa pues en ellos depositarás tu confianza.

 

  • Presenta una lista con la descripción de las tareas, funciones y competencias del cargo a ocupar para ver si la persona realmente está interesada en ocuparlo.

 

  • Chequea muestras de los trabajos anteriores para verificar cómo actúa ante la asignación de tareas propias del cargo.

 

  • Además de la actitud y el compromiso, el profesionalismo y experiencia debe estar presente. No te dejes guiar por corazonadas y piensa con cabeza fría al momento de contratar. Conviértete en un empresario selectivo.

 

Recuerda que se trata de la elección del equipo con el te vas a relacionar día a día y una buena contratación se reflejará en el alcance de tus metas por lo que no debes tomarte a la ligera el proceso de contratación.