Encuentran los cartuchos del videojuego de E.T el Extraterrestre

Corría el año 1982 cuando se estrenó mundialmente la película E.T el Extraterrestre, de Steven Spielberg. La película fue un éxito absoluto convirtiéndose en película de culto para los amantes del celuloide, vendiendo merchandising hasta nuestra época actual.

Cuando una película tiene éxito suele haber compañías de videojuegos que compren los derechos para poder realizar juegos sobre cada película, algunos tienen éxito y son fieles al film, pero otros fracasan estrepitosamente, es el caso de E.T the Extra-terrestrial : The Videogame. Atari, pujó por los derechos de la película pagando la desorbitada cifra para la época de 20 millones de dólares. Se confió el desarrollo del proyecto a Howard Scott Warshaw, para la consola Atari 2600, pidiéndole que no debía defraudar a los miles de fans y sobre todo, que el videojuego debería de estar listo en menos de un mes.

Las prisas para que saliese al mercado antes de que la fiebre de E.T se pasase, hicieron que se crease el que es considerado como el peor videojuego de la historia, unos gráficos más simples que muchos de los otros que se lanzaron en la época, una jugabilidad que muchos aún siguen sin entender, una historia que no tiene mucho que ver con la película y sobre todo y por lo que es conocido, por tener uno de los mayores bugs de la historia de los videojuegos, el momento en el que E.T caía en un agujero y era imposible salir de él, haciendo que el juego la partida se terminase. Las prisas no dejaron al equipo de Beta Testers probasen el videojuego antes de su lanzamiento, lo que hizo que fracasase estrepitosamente, y muchos consideran que ésta fue la causa de la posterior quiebra de Atari.

Tras miles de copias devueltas por los usuarios y la caída de las compras, Atari decidió acabar con el juego, dejar de producirlo y recopilar todas sus copias para cargarlas en dos camiones y llevarlas al desierto de Alamogordo, Nuevo México, para ser enterradas ¿de por vida? Desde que se cubriesen de tierra en 1983, miles de fans y empresas han intentado conseguir encontrar los cartuchos, pero todos fracasaron en el intento, convirtiendo la historia en mito desde aquellas épocas, hablándose incluso de que no se habían enterrado sino que se habían destruido completamente. Aún así los chicos de Microsoft decidieron pedir a las autoridades de Nuevo México programar una excavación durante la cual grabarían un documental para descubrir el mito o enterrarlo aún más.

Cartucho encontrado en el desierto de Alamogordo

La excavación estaba prevista para este pasado mes de abril, y tras documentarse previamente, se llego a la conclusión que la zona del enterramiento estaba cerca de dónde estaba previsto. Pues bien, todo ha salido a la luz y han dado con ello. El viernes 25 de abril Microsoft anunciaba que habían encontrado el tesoro enterrado, miles de cartuchos de E.T the Extraterrestrial se encontraban a varios metros bajo tierra junto con cientos de copias de otro videojuego mítico, Centipede. Se prevé que podamos ver el documental “Atari: Game Over” durante este año 2014 y conozcamos todos los entresijos que llevaron a desenterrar el mito.